Casi el 50 por ciento de los estadounidenses han usado al menos un medicamento recetado en el último mes. Aproximadamente el 23 por ciento tomó tres o más medicamentos recetados en el mismo periodo. A eso hay que sumarle el consumo diario de vitaminas y se hace difícil llevar el control cada día. Mire cómo algunos de nuestros asegurados llevan el control.

Tenga en cuenta que los siguientes consejos de los asegurados no reflejan necesariamente la opinión de Blue Cross and Blue Shield. Estos consejos se comparten con el fin de brindar información general solamente. Consulte con su médico para recibir asesoramiento específico.


¿Cómo hace para recordar que tiene que tomar sus medicamentos?

Estoy en un ensayo oncológico, así que tengo una rutina de medicamentos complicada. Coloco cuatro alarmas en mi FitBit® para recordar que debo tomar mis medicamentos y controlar mi presión arterial. También me ayuda a estimular mi nivel de actividad. El ensayo también requiere que lleve un registro escrito. Pero las alarmas de mi monitor de actividad son las que me marcan el paso.

— Laurie B.

Establezco recordatorios en mi teléfono celular para recordar tomar mis medicamentos.

— Betty S.

Uso un pastillero económico de siete días que relleno una vez por semana, nada elegante. Después de colocar una pastilla en cada día, cuentos las pastillas que me quedan en el frasco de medicamentos recetados. Esto es importante porque si quedan menos de siete pastillas, debo solicitar reposiciones. Para no olvidarme, coloco el frasco cerca de mi computadora. Cuando termino de clasificar todos mis medicamentos, ingreso al sitio web de mi farmacia y solicito las reposiciones, o agrego a mi lista de compras los medicamentos de venta libre. Así tengo al menos una semana para conseguir las reposiciones. Esto me ayuda a no quedarme nunca sin medicamentos.

Si voy a viajar por más de una semana, relleno un pastillero adicional para cada semana que estaré afuera. Mientras viajo, tengo los pastilleros en bolsas de sándwich con cierre para protegerlas de la humedad, o en caso de que se abran las pequeñas tapas por accidente.

— Roger D.


¿Cómo controla todos los medicamentos que toma?

Tengo una lista de todos los medicamentos en mi billetera. Incluye la dosis, los horarios de ingesta y el médico que los receta. Esta lista también tiene los diagnósticos, las alergias, las cirugías y la dirección y el número de teléfono de mi médico de cabecera. También tengo allí mi contacto de emergencia. Esto me ahorra mucho tiempo durante mi consulta médica. A veces, el consultorio hace copia de la información. Así no tengo que pasar tanto tiempo completando formularios. Los médicos y los enfermeros la encuentran muy útil.

— MaryBeth R.


¿Cómo se deshace de sus medicamentos?

En diciembre de 2016, comencé con una tos crónica y constante. Para ver qué podía aliviar mi tos, me recetaron muchos medicamentos que no funcionaron. Finalmente estoy curado, pero me quedó un gabinete lleno de medicamentos sin utilidad. Deseché las píldoras mezclándolas con café en una bolsa con cierre. Para deshacerme de los inhaladores y atomizadores nasales, vacié el contenido de medicamento al aire libre o en una habitación bien ventilada. Antes de tirar botellas de medicamentos recetados, siempre les retiro las etiquetas o las pinto con un marcador negro de buena cobertura.

— Tracy M.

En mi comunidad, hay un pequeño grupo sin fines de lucro dedicado a la prevención del consumo de sustancias. Ellos trabajan junto a la policía del condado y organizan dos días de recuperación de drogas en los que uno puede llevar cualquier medicamento recetado o de venta libre que ya no use. También recolectan jeringas usadas y jeringas auto-inyectables EpiPen viejas. Y hay un buzón en nuestra estación central de policía donde uno puede tirar medicamentos en cualquier momento.

— Bonnie S.